Sector turístico, el que más sufre por el COVID-19

Juana Salcedo, María Camila Torres, Juan Manuel Toro, Comunicación Social y Periodismo

El PIB real del país aumentó en un 3.3% en 2019 a causa de una alta demanda interna. Sin embargo, todo este crecimiento se frenó en seco a raíz de las medidas tomadas para enfrentar el COVID-19.

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Twitter Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey YouTube Icon

Foto: unsplash

El aislamiento preventivo obligatorio en Colombia ha ayudado a frenar la curva epidemiológica, tal como lo explicamos en esta nota. Esta decisión ha dado el tiempo necesario para que se tomen medidas que ayudan al fortalecimiento del sistema de salud y nos permita enfrentar la pandemia de manera acertada antes de llegar al pico de la crisis. Sin embargo, la distancia social ha puesto en jaque a la mayoría de sectores económicos del país, que claman por la reapertura económica para salvaguardar empleos y evitar una crisis. El freno llega cuando la economía del país venía creciendo a más del 4% en los dos primeros meses de 2020 respecto al mismo periodo del 2019, según el Índice de Seguimiento a la Economía del Dane. 

 

Además, según un informe del Fondo Internacional Monetario, el PIB real del país aumentó en un 3.3% en 2019 a causa de una alta demanda interna, y a comparación de otros países latinoamericanos, la economía de Colombia tuvo aceleración en 2019. Asimismo, Colombia había ganado tres posiciones en el Índice Global de Competitividad (IGC) del Foro Económico Mundial, entre 141 países. El país pasó del puesto 60 en 2018 al 57 en el 2019.

En esta misma línea, las proyecciones de las principales entidades financieras, de desarrollo y calificadoras de riesgo, promediaron 3,2% en el crecimiento económico para 2020, incluso 5 de estas (3 internacionales) proyectaron un crecimiento mayor a 3,3%. Este análisis situaba a Colombia como uno de los países con  mejores prospectos en la región, dando la esperanza de superar la desconfianza que se había ganado el mercado latinoamericano a causa de la situación de Venezuela y Argentina.

Sin embargo, todo este crecimiento se frenó en seco a raíz de las medidas tomadas para enfrentar el COVID-19. Según cifras de Dane, la economía colombiana solo creció un 1,1% en el primer trimestre del año, cifra inferior a la registrada en el mismo periodo del 2019, donde fue de 2,9%. Sin embargo, el país es uno de los pocos en la región que tuvo crecimiento positivo, lo que es de resaltar pese a que no es suficiente para salvar a los sectores económicos más afectados, como el turístico.

 

El sector del turismo agoniza

De acuerdo con la Asociación Turística y Hotelera de Colombia, cerca del 50% de los hoteles han cerrado de manera temporal, como es el caso de las cadenas Decameron y Estelar. En total, 13.700 habitaciones se encuentran fuera de servicio. Los que siguen funcionando atienden en promedio de 2 a 4 huéspedes que se encuentran haciendo la cuarentena allí. Además, Cotelco asegura que la disminución de ingresos al sector hotelero por causa de la pandemia asciende a 950.000 millones de pesos. Esta cifra gana relevancia al entender que el turismo representa el 2,9% del PIB, según el Dane. 

 

Según Cotelco, la ocupación hotelera en el país venía en ascenso. Para la temporada de fin de año del 2019, la ocupación se registró en un 53.86% a nivel nacional, lo que supuso un incremento de 3.48 puntos porcentuales respecto al 2018. Hoy, debido a la crisis por la pandemia, la ocupación hotelera del país se encuentra en el nivel más bajo de toda su historia, así lo asegura Cotelco. En sus cifras se muestra que el indicador se ubicó en un 21%, lo que sugiere una desaceleración en la industria.

 

Con miras a intentar recuperar un porcentaje de las pérdidas que está generando la pandemia  y de aportar algo positivo a la crisis,  el director de la Asociación Hotelera y Turística de Colombia, Gustavo Toro Velásquez, expuso que en el caso de que las clínicas no tengan más camas disponibles, los hoteles ofrecerán sus habitaciones para así tener más camas al servicio de los contagiados.

 

En esta misma línea, el sector aeronáutico está en aprietos, pues al estar cerradas las fronteras áreas y ningún vuelo comercial activo, las aerolíneas no tienen ingresos con los que mantener activa su caja y mantener a sus empleados. Esta es una de las razones por las que Avianca ha solicitado ayuda al gobierno, ofreciendo participación directa en la empresa, y acogiéndose al Capítulo 11 de la ley de protección a empresas en quiebra de Nueva York.

 

A pesar de que aún no se sabe cuándo podrán reanudar las actividades dichos sectores, estos sí se han venido preparando, de manera autónoma, para ofrecer un servicio óptimo en tiempos de pandemia y para recuperar la confianza de los clientes. Por ejemplo, siguiendo con las normas de bioseguridad, el sector aeronáutico y el hotelero proponen los siguientes cambios, los cuales aún se encuentran en evaluación.

Para promover el turismo, Cotelco creó el sello “Juntos contra el Covid”, que se le concederá a aquellos hoteles que cumplan con todos los requisitos de limpieza, desinfección y aseo. El Ministerio de Turismo ha dicho que respalda esta movida. 


Bares y restaurantes, en crisis por la incertidumbre

 

Los bares, restaurantes y sitios de entretenimiento conforman el 4% del PIB del país.  La mayoría de estos negocios se encuentran completamente cerrados por el alto riesgo de contagio. Hasta el momento no se sabe cuándo puedan reanudar sus actividades, ya que el presidente Duque ha sido enfático en que la prioridad será recuperar la vida económica, más no la vida social. 

 

Actualmente hay 90.000 restaurantes en el país, según la Asociación Colombiana de la Industria Gastronómica; estos aportan cerca de 36 mil millones de pesos al Impuesto al Consumo. Sin embargo, en los últimos meses este gremio se ha visto gravemente afectado, teniendo que operar a través de la modalidad de domicilios.

 

Según afirmó el presidente de Acodres, Henrique Gómez, tan solo el 20% de los restaurantes está funcionando bajo esta modalidad y recibiendo pocos ingresos que apenas alcanzan para cubrir gastos fijos. “Todos están trabajando a pérdida y, si bien esta es la única opción para operar, no es suficiente para mantener el negocio, por eso solo se está  recibiendo el 10% de las ventas de lo que se reciben normalmente", afirmó en entrevista con la W.

 

El presidente de Acodres dijo además en diálogo con RCN Radio que bajo esta modalidad, los dueños de los restaurantes no tienen el dinero suficiente para pagarles a los empleados, a los proveedores y tampoco el arriendo de los establecimientos cuyos dueños no esperan porque también necesitan de esos ingresos. Una de las medidas de apoyo que anunció el Gobierno esta semana es la suspensión del impuesto al consumo del ocho por ciento en los restaurantes hasta diciembre; la suspensión del IVA del 19 por ciento en los arriendos de los locales comerciales; y el 19 junio, el 3 julio y 19 de julio no habrá IVA. 

 

Los restaurantes han propuesto una serie de ideas para reanudar sus actividades lo más pronto posible. Por ejemplo, trabajar al 25% de su capacidad, tomar la temperatura de los clientes al ingresar a los establecimientos, uso obligatorio de tapabocas, divisiones acrílicas en las mesas, servicio a la mesa con un mínimo de dos metros de distancia, entre otras. Las medidas están siendo consideradas por el Ministerio de Salud. Por otro lado, han pedido que se permita operar en los municipios y ciudades sin contagios registrados. 

 

Estas peticiones vienen alimentadas por lo que sucede en regiones de Italia, España y Honduras, o en ciudades como Ámsterdam, que han empezado a levantar algunas restricciones en restaurantes y comercios. 

Foto obtenida de: Reuters | Esta es una nueva modalidad de restaurante en Amsterdam que funciona con un sistema de pequeños invernaderos para garantizar la distancia social entre los comensales.

Reactivar la economía sin reactivar la pandemia

Para el gobierno, la preocupación más inminente es la reactivación de la economía, pues de lo contrario la recesión será más fuerte de lo proyectada. De hecho, un informe del Fondo Internacional Monetario, se proyecta que el Producto Interno Bruto real de Colombia se contraiga en un 2,4% en 2020 debido a las interrupciones asociadas con la pandemia y a los bajos precios del petróleo. Esta sería la primera recesión económica de Colombia desde 1999 que podría sortearse hacia 2021. Es por esto que tomar medidas pronto ayudaría a que el golpe no fuese tan duro. 

 

En una entrevista para Efecto Naím, Luis Alberto Moreno, presidente del Banco Interamericano de Desarrollo, explicó que la reactivación de la economía se debe hacer de forma gradual e inteligente. Moreno afirmó que los sectores que se deben reactivar en un principio son los que aporten más a la economía y priorizar esos sobre los otros. 

 

Por ello, el gobierno ha iniciado la reapertura económica del país por etapas, dando luz verde al sector de manufactura, construcción, fabricación de repuestos, entre otros. 

 

En esta visualización resumimos algunas de las medidas tomadas para potenciar el crecimiento económico. 

Las cifras que hallarás en esta nota se actualizaron por última vez el 23 de junio. Por el periodo vacacional de la Universidad de La Sabana, se retomará la actualización diaria de este producto en agosto, con el inicio del semestre académico 2020-2.

El acceso, participación y uso del Portal está regido por los términos y condiciones que se incluyen a continuación, los cuales se entienden conocidos y aceptados por los (las) usuarios(as) de la plataforma (en adelante, el "Usuario") al acceder y usar el mismo: Términos y Condiciones

Código SNIES 1711

Personería Jurídica: Resolución 130 del 14 de enero de 1980. Ministerio de Educación Nacional.

Institución de educación superior sujeta a inspección y vigilancia por el Ministerio de Educación Nacional.
Copyright 2020. Universidad de La Sabana. Todos los derechos reservados.
Campus del Puente del Común, Km. 7, Autopista Norte de Bogotá. Chía, Cundinamarca, Colombia.
Contact Center: 057 1 861 5555 / 861 6666. Apartado: 53753, Bogotá.

Correo: usm@unisabana.edu.co